en General

Javier Ragué: “La nueva regularización fiscal genera muchas dudas”

PATRICIA FERNÁNDEZ. Madrid

El bufete Cuatrecasas, Gonçalves Pereira celebró la pasada semana un foro donde empresarios y expertos en materia fiscal analizaron los principales puntos del Real Decreto-ley de medidas para la reducción del déficit público aprobado por el Gobierno.  Javier Ragué, coordinador de Criterios del Área Fiscal de Cuatrecasas, Gonçalves Pereira, responde en esta entrevista a algunas de las dudas suscitadas con esta medida.

¿Cuál es el aspecto más significativo que usted destacaría de la nuevas medidas tributarias del Gobierno para reducir el déficit?

Lo primero es que esta reforma parece no acabarse, porque cada viernes el Gobierno nos sorprende con un nuevo real decreto. Hay una necesidad recaudatoria clara; visto que en Renta ya hicieron una gran reforma, y el IVA parecen reacios a subirlo, lo que queda es el Impuesto de Sociedades, del que ha bajado mucho la recaudación. El objetivo es ahora aumentarla; difieren beneficios fiscales y anticipan ingresos. Y es muy importante la supresión del régimen de libertad de amortización, que es el que permite diferir impuestos. Todas estas medidas van encaminadas en la misma dirección: recaudar más. Y además se quieren repatriar los dividendos de paraísos fiscales, solamente hasta el 30 de noviembre de este año, en línea con la otra regularización, la mal llamada “amnistía fiscal”.

¿Qué consecuencias tendrá esta reforma?

Subirán los impuestos a pagar por las empresas. Por ejemplo, se limita la deducibilidad de los gastos financieros; limitan la deducibilidad del fondo de comercio, que antes iba al 5% y ahora va al 1%; eliminan el régimen de libertad de amortización… Todo va en la misma línea: por un lado acaban con determinados beneficios fiscales, y por otro lado ‘alargan’ su aplicación, de manera que las empresas tengan que repartir hacia delante, con lo cual queda ‘fraccionado’ ese beneficio fiscal y eso provoca que tengan que pagar impuestos.

¿Afecta más a las grandes empresas?

-Sí, porque en el tema de las bases imponibles negativas, si estás entre 20 y 60 millones de euros, puedes compensar el 75% de tu base, pero si estás por encima de esa cifra, sólo puedes compensar el 50%; eso significa que por el resto hay que pagar impuestos. Toda la reforma está orientada a que las sociedades contribuyan y paguen más, porque la recaudación ha caído en picado.

¿Y la regularización fiscal?

Por un lado, el Gobierno ofrece la posibilidad de regularizar su situación a quienes tengan bienes en el extranjero en situación irregular mediante el pago de una cuota del 10%. Pero además se ha complementado con un anteproyecto, que se aprobó el viernes, de prevención y lucha contra el fraude. Este anteproyecto contiene una medida que significa la imprescriptibilidad de la tributación asociada a cuentas, valores e inmuebles en el extranjero. Todavía está en fase de estudio, y la modificación es muy sutil, pero creo que va encaminada a evitar que prescriban las deudas tributarias asociadas a estos activos. Los contribuyentes deberán declarar anualmente las cuentas, valores e inmuebles que tienen en el extranjero. Si aflora ese patrimonio y lo descubre Hacienda, no se podrá alegar la prescripción como hasta ahora. En todo caso, estamos en fase de estudio y la valoración es preliminar.

¿Por qué ha hablado de la ‘mal llamada’ amnistía fiscal?

Porque una amnistía significa no pagar, y esto es pagar menos de lo que pagarías, en Renta y Sociedades, porque está por ver si esto puede extenderse a otros impuestos. Tal y como está redactado, es muy voluntarista pensar que abarca todos los impuestos; veremos cómo se expresa en el desarrollo normativo para garantiza la seguridad jurídica.

¿No está garantizada ahora la seguridad jurídica?

Estamos hablando de media página de regulación. Genera muchas dudas, en muchos ámbitos. ¿Qué pasa con las estructuras interpuestas? ¿Qué ocurre con el resto de los impuestos? ¿Y si el dinero no está en una cuenta o en un valor, si no en una caja de seguridad, y no se puede certificar qué fecha tiene? Tendremos que esperar al desarrollo normativo.